Jamón ibérico y paleta ibérica, ¿qué los diferencia?

jamon-iberico-paleta-iberica

No cabe duda de que somos auténticos apasionados del Jamón ibérico y de todos los deliciosos productos procedentes del cerdo ibérico. Sin embargo, en muchas ocasiones, no sabemos decidirnos por jamón o paleta ibérica a la hora de comprar uno u otro. En Jamones Lazo te damos algunas claves interesantes para que los diferencies.

¿Qué sueles tener en casa, jamón ibérico o paleta ibérica? Seguramente, en muchas ocasiones, simplemente haya sido el tamaño de la pieza lo que ha determinado la compra de uno u otro. Su apariencia y procedencia del mismo animal, así como la similitud entre el proceso de salazón, secado y maduración los hace muy parecidos,

Sin embargo, hay otros muchos aspectos que los diferencian. En Jamones Lazo, como expertos en productos ibéricos de la Sierra de Huelva, hemos recopilado las claves más importantes para que te decidas por el jamón o por la paleta. ¿Nos acompañas?

jamon-iberico-paleta-iberica

¿De dónde proceden?

Este es uno de los aspectos que debemos tener en cuenta en primer lugar: la zona del cerdo ibérico de donde proceden las piezas. Así, el jamón ibérico se elabora con las patas traseras del cerdo ibérico. Por el contrario, la paleta o paletilla proceden de las patas delanteras del animal.

De este modo, por la fisonomía del animal, los jamones suelen ser de mayor tamaño que las paletas, además de tener mayor longitud. El jamón suele medir entre 70 y 90 centímetros de largo, pero la paletilla tiene una longitud de entre 60 y 75 centímetros.

En cuanto al rendimiento de ambas piezas ibéricas, el de la paletilla es inferior por motivos de tamaño y forma. De este modo, el jamón tiene un rendimiento mejor y de este se puede extraer prácticamente todo.

Aun así, debemos tener en cuenta que la raza del cerdo y el tipo de alimentación que este haya tenido, influirán también en la cantidad de magro y grasa y, por tanto, en su calidad.

jamon-iberico-paleta-iberica

¿Cómo es su sabor y su loncha?

En cuanto al jamón, la proporción entre el hueso y la grasa es aproximadamente de un 50%. Para los jamones de alta calidad, esta proporción podría ser menor.

Las lonchas del jamón ibérico, por su parte, tienen una morfología más ancha y redondeada, y suelen ser más grandes que las de la paleta.

Si hablamos del sabor, hemos de decir que el jamón y la paleta tienen un sabor muy similar. Aun así, existen pequeños matices entre ambos productos. Así, si el consumidor busca un sabor  más meloso y variado, debe elegir el jamón. Este resultado es consecuencia del abundante vetado del producto.

Por el contrario, si el consumidor se decanta por un sabor más uniforme y un poco más intenso, su elección debería ser la paleta.

 

¿Cómo es su curación?

Aquí también existen diferencias, ¿lo sabías? El jamón ibérico necesita una curación de entre 24 y 36 meses. La paleta Ibérica, sin embargo, suele necesitar entre 16 y 24 meses. Este tiempo, además, depende de la variedad del producto.

jamon-iberico-paleta-iberica

¿Existen diferencias en el corte del jamón y la paleta?

Por regla general, el jamón presenta un corte más sencillo que la paleta, ya que el primero tiene más carne y menos hueso.

Como consejo, es esencial que quien vaya a cortar la pieza, mantenga una buena postura: el brazo que sujeta debe estar por encima del cuchillo. Además, es imprescindible disponer de un jamonero y un cuchillo de calidad y que esté bien afilado.

 

Esperamos que este artículo os haya servido para poder diferenciar un poco mejor entre el jamón ibérico y la paleta ibérica. En Jamones Lazo llevamos décadas elaborando el mejor jamón ibérico y paletas ibéricas de la Sierra de Huelva. Entra en nuestra tienda online, ¡te lo enviamos a casa!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *